Termina el año y en estos días de celebraciones, prisas y nervios, vamos a reflexionar un momento. Hagamos balance del año que hoy finaliza. Durante este tiempo, han ocurrido cosas buenas y también malas, alegrías y tristezas, deseos insatisfechos, esfuerzos y retos pero, despidamos el año viejo con alegría y demos la bienvenida al año nuevo con ánimo y esperanza.

Reyes Del Nuevo Año

La Navidad es esperanza, esperanza que se vive y que se trasmite. Por eso, quiero trasmitir este mensaje de esperanza deseando que el Año Nuevo venga cargado de optimismo, entusiasmo y nuevos proyectos para todos. Comienza 2014 y como un libro en blanco, cada persona va escribiendo sus páginas con ilusiones y propósitos, cada uno es el rey de su propia historia. Espero que todos nuestros deseos se cumplan.

¡Feliz Año Nuevo!